viernes, 15 de febrero de 2019

Mantenemos exigencias a la Guardia Nacional; inaceptable lanzar críticas generalizadas a opositores y disidentes: Red TDT


  • Mantiene su posición vs militarización; la Guardia Nacional sólo será viable si mantiene mando, composición y formación civil.
  • No defendemos modelos fallidos, defendemos a personas reales, especialmente las más desfavorecidas, que han sido víctimas de violaciones a sus DH por parte de militares.
  • Riesgoso que desde la más alta investidura del país se descalifique de manera generalizada a actores relevantes en el desarrollo democrático del país.
Desde hace más de 30 años las organizaciones de la sociedad civil que conformamos la Red Nacional de Organismos Civiles de Derechos Humanos Todos los Derechos para Todas y Todos (Red TDT) hemos acompañado a víctimas de violaciones a derechos humanos de todos los estratos sociales, pero especialmente los más desfavorecidos. Desde finales del siglo pasado nos opusimos a los retenes militares que después fueron legitimados por la SCJN.
Organizaciones que nos honran perteneciendo a esta Red han ganado ante el Estado Mexicano gran parte de las Sentencias de la Corte IDH, varias de las cuales precisamente han documentado los efectos más nefastos de la militarización. Hace un año nos opusimos junto con la sociedad a la Ley de Seguridad Interior. Un logro de la sociedad civil fue que la SCJN emitiera la primera declaración de inconstitucionalidad integral de una ley en la historia.
En esta lógica consideramos importante precisar que no defendemos modelos fallidos, como afirmó ayer el presidente de la República, sino a personas concretas que han sido afectadas por decisiones tomadas por los distintos niveles de gobierno. Más bien, de manera responsable, tratamos de ofrecer argumentos basados en esta experiencia y en nuestra clara cercanía con las personas y comunidades, en las audiencias que la cámara de diputados abrió hace un mes. Lamentablemente dicho ejercicio nos demostró que no hay condiciones ni voluntad política para un diálogo en torno a estos temas. Por el contrario nos genera gran preocupación la descalificación de argumentos, personas y colectividades desde posiciones hegemónicas.
Nos resulta muy claro que la militarización no ha resuelto el problema del narcotráfico, como supuso Felipe Calderón. Por el contrario vivimos durante los pasados dos sexenios un constante fortalecimiento del crimen organizado. Por otra parte el despliegue desproporcionado de las Fuerzas Armadas no sólo ha provocado graves violaciones a los derechos humanos, sino que ha generado la descomposición social en las comunidades. Estas consideraciones nos urgen a no aceptar un paradigma militar que parece ampliarse y fortalecerse en el actual dictamen de la Guardia Nacional. El nuevo modelo de seguridad solo será viable si mantiene mando, composición y formación civil.
Por otra parte no podemos omitir señalar que es responsabilidad de las más altas esferas del Estado contribuir al entendimiento social y no alimentar la polarización. La Sociedad Civil –desde su diversidad contradictoria– se ha comportado a la altura de la historia acompañando de manera independiente la transición política del 2018 y garantizando espacios de crítica responsable. No percibimos la misma voluntad desde los distintos niveles de gobierno, por lo que hemos desistido de participar en el ejercicio de Parlamente abierto convocado por el Senado.
Sostenemos las críticas que hemos hecho a la propuesta militar de Guardia Nacional. Reiteramos que una de las principales preocupaciones que nos despierta el modelo de Guardia Nacional propuesto, es que precisamente entra en contradicción con otros esfuerzos del Estado mexicano para garantizar el acceso a la justicia como lo es la nueva Fiscalía General de la República, al otorgarle a la esta instancia la potestad de realizar investigaciones.
Finalmente nos preocupan la regresividad en la política militar que ha llevado a que el día de ayer se reportó en medios de comunicación el regreso de militares a Ciudad Juárez, una localidad emblemática por la valiente denuncia y las graves afectaciones que se sufrieron por la militarización. Hacemos un llamado al Gobierno Federal a escuchar las voces críticas y evitar la descalificación generalizada a las voces disidentes.
Red Nacional de Organismos Civiles de Derechos Humanos
“Todos los Derechos para Todas y Todos”
(conformada por 87 organizaciones en 23 estados de la República mexicana):

Academia Hidalguense de Educación y Derechos Humanos A.C. (ACADERH) (Hidalgo); Agenda LGBT (Estado de México); Alianza Sierra Madre, A.C. (Chihuahua); Aluna Acompañamiento Psicosocial, A.C.(Ciudad de México); Asistencia Legal por los Derechos Humanos, A.C. (AsiLegal) (Ciudad de México); Asociación Jalisciense de Apoyo a los Grupos Indígenas, A.C. (AJAGI) (Guadalajara, Jal.); Asociación para la Defensa de los Derechos Ciudadanos “Miguel Hidalgo” (Jacala Hgo.); Bowerasa, A.C. “Haciendo Camino” (Chihuahua, Chih.); Casa del Migrante Saltillo (Saltillo, Coah.); Católicas por el Derecho a Decidir, A.C. (Ciudad de México); Centro de Capacitación y Defensa de los Derechos Humanos e Indígenas, Asociación Civil (CECADDHI) (Chihuahua); Centro “Fray Julián Garcés” Derechos Humanos y Desarrollo Local, A. C. (Tlaxcala, Tlax.); Centro de Apoyo al Trabajador, A.C. (CAT) (Ciudad de México); Centro de Derechos de la Mujeres de Chiapas (San Cristóbal de Las Casas, Chis.); Centro de Derechos Humanos “Don Sergio” (Jiutepec, Mor.); Centro de Derechos Humanos “Fray Bartolomé de Las Casas”, A. C. (San Cristóbal de Las Casas, Chis); Centro de Derechos Humanos “Fray Francisco de Vitoria O.P.”, A. C. (Ciudad de México); Centro de Derechos Humanos “Fray Matías de Córdova”, A.C. (Tapachula, Chis.); Centro de Derechos Humanos “Juan Gerardi”, A. C. (Torreón, Coah.); Centro de Derechos Humanos “Miguel Agustín Pro Juárez”, A. C. (Ciudad de México); Centro de Derechos Humanos de la Montaña, Tlachinollan, A. C. (Tlapa, Gro.); Centro de Derechos Humanos de las Mujeres (Chihuahua); Centro de Derechos Humanos de los Pueblos del Sur de Veracruz “Bety Cariño”, A.C. (Tatahuicapan de Juárez, Ver.); Centro de Derechos Humanos Digna Ochoa, A.C (Tonalá, Chis.); Centro de Derechos Humanos Paso del Norte (Cd. Juárez, Chih.); Centro de Derechos Humanos Toaltepeyolo (Orizaba, Veracruz); Centro de Derechos Humanos Victoria Diez, A.C. (León, Gto.); Centro de Derechos Humanos Zeferino Ladrillero (CDHZL) (Estado de México); Centro de Derechos Indígenas “Flor y Canto”, A. C. (Oaxaca, Oax.); Centro de Derechos Indígenas A. C. (Bachajón, Chis.); Centro de Investigación y Capacitación Propuesta Cívica A. C. (Propuesta Cívica) (Ciudad de México); Centro de Justicia para la Paz y el Desarrollo, A. C. (CEPAD) (Guadalajara, Jal.); Centro de los Derechos del Migrante (Ciudad de México); Centro de Reflexión y Acción Laboral (CEREAL-Guadalajara) (Guadalajara, Jal.); Centro Diocesano para los Derechos Humanos “Fray Juan de Larios”, A.C. (Saltillo, Coah.); Centro Juvenil Generando Dignidad (Comalcalco, Tabasco); Centro Kalli Luz Marina (Orizaba, Ver.); Centro Mexicano de Derecho Ambiental (CEMDA) (Ciudad de México); Centro Mujeres (La Paz, BCS.); Centro Regional de Defensa de DDHH José María Morelos y Pavón, A.C. (Chilapa, Gro.); Centro Regional de Derechos Humanos “Bartolomé Carrasco”, A.C. (BARCA) (Oaxaca, Oax.); Ciencia Social Alternativa, A.C. KOOKAY (Mérida, Yuc.); Ciudadanía Lagunera por los Derechos Humanos, A.C. (CILADHAC) (Torreón, Coah.); Colectivo contra la Tortura y la Impunidad (CCTI) (Ciudad de México); Colectivo Educación para la Paz y los Derechos Humanos, A.C. (CEPAZDH) (San Cristóbal de Las Casas, Chis.); Comisión Ciudadana de Derechos Humanos del Noroeste (Mexicali, Baja California); Comisión de Derechos Humanos y Laborales del Valle de Tehuacán, A.C. (Tehuacán, Pue.); Comisión de Solidaridad y Defensa de los Derechos Humanos, A.C. (COSYDDHAC) (Chihuahua, Chih.); Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos, A. C. (CIDHMOR) (Cuernavaca, Mor.); Comisión Regional de Derechos Humanos “Mahatma Gandhi”, A. C. (Tuxtepec, Oax.); Comité Cerezo (Ciudad de México); Comité Cristiano de Solidaridad Monseñor Romero (Ciudad de México); Comité de Defensa de las Libertades Indígenas (Palenque, Chis.); Comité de Defensa Integral de Derechos Humanos Gobixha A.C. (CODIGODH) (Oaxaca, Oax.); Comité de Derechos Humanos “Fr. Pedro Lorenzo de la Nada”, A. C. (Ocosingo, Chis.); Comité de Derechos Humanos “Sierra Norte de Veracruz”, A. C. (Huayacocotla, Ver.); Comité de Derechos Humanos Ajusco (Ciudad de México); Comité de Derechos Humanos de Colima No Gubermantal A. C. (Colima, Col.); Comité de Derechos Humanos de Comalcalco, A. C. (CODEHUCO) (Comalcalco, Tab); Comité de Derechos Humanos de Tabasco, A. C. (CODEHUTAB) (Villahermosa, Tab); Comité de Derechos Humanos y Orientación Miguel Hidalgo, A. C. (Dolores Hidalgo, Gto.); Comité de Familiares de Detenidos Desaparecidos “Hasta Encontrarlos”(Ciudad de México); Comité Sergio Méndez Arceo Pro Derechos Humanos de Tulancingo, Hgo A.C. (Tulancingo, Hgo.); Consultoría Técnica Comunitaria AC (CONTEC) (Chihuahua); El Caracol, A.C (Ciudad de México); Estancia del Migrante González y Martínez, A.C. (Querétaro, Qro.); Frente Cívico Sinaloense. Secretaría de Derechos Humanos (Culiacán, Sin.); Fundación para la Justicia y el Estado Democrático de Derecho (Ciudad de México); Indignación, A. C. Promoción y Defensa de los Derechos Humanos (Mérida, Yuc.); Instituto de Derechos Humanos Ignacio Ellacuria, S.J. Universidad Iberoamericana- Puebla (Puebla, Pue.); Instituto Mexicano de Derechos Humanos y Democracia (Ciudad de México); Instituto Mexicano para el Desarrollo Comunitario, A. C. (IMDEC) (Guadalajara, Jal.); Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Occidente. Programa Institucional de Derechos Humanos y Paz (Guadalajara, Jal.); Justicia, Derechos Humanos y Género, A.C. (Ciudad de México); La 72, Hogar-Refugio para Personas Migrantes (La 72) (Tenosique, Tabasco); Mujeres Indígenas por la Conservación, Investigación y Aprovechamiento de los Recursos Naturales, A. C. (CIARENA) (Oaxaca); Oficina de Defensoría de los Derechos de la Infancia A.C. (ODI) (Ciudad de México); Promoción de los Derechos Económicos, Sociales y Culturales (PRODESCAC) (Estado de México); Proyecto de Derechos Económicos, Sociales y Culturales (ProDESC) (Ciudad de México); Proyecto sobre Organización, Desarrollo, Educación e Investigación (PODER) (Ciudad de México); Red Solidaria de Derechos Humanos, A.C. (Morelia, Michoacán); Respuesta Alternativa, A. C. Servicio de Derechos Humanos y Desarrollo Comunitario (San Luis Potosí); Servicio, Paz y Justicia de Tabasco, A.C. (SERPATAB) (Villahermosa, Tab.); Servicios de Inclusión Integral, A.C. (SEIINAC) (Pachuca, Hgo.); Tequio Jurídico A.C. (Oaxaca, Oax.); VIHas de Vida (Guadalajara, Jal.); Voces Mesoamericanas, Acción con Pueblos Migrantes AC (San Cristobal de las Casas, Chiapas).

martes, 12 de febrero de 2019

Se dicta fallo en el caso del asesinato del defensor ambientalista Isidro Baldenegro


  • Es el primer asesinato de un defensor de derechos humanos para el que se emite una sentencia condenatoria en la entidad.
  • El fallo es relevante en el combate a la impunidad, en Chihuahua el estado con el mayor número de asesinatos de activistas.
Chihuahua, Chih., 12 de febrero de 2019.- El día de hoy se emitió el fallo judicial en el caso del asesinato del ambientalista y defensor de derechos humanos Isidro Baldenegro López. Romeo Q. M. fue encontrado culpable por el delito de homicidio. Así lo estableció el juez Juan Javier Cornejo Paez. La condena se determinará en una posterior audiencia de individualización de sanciones.

El asesinato de Isidro Baldenegro, ocurrido el 15 de enero de 2017, es el primer caso de un defensor de derechos humanos que logra judicializarse en el estado de Chihuahua y para el que se ha emitido una sentencia condenatoria, de una lista de por lo menos 36 personas defensoras que han sido asesinadas en la entidad desde 1973. De estos homicidios, 14 han sido de personas vinculadas a la defensa del territorio y recursos naturales en Coloradas de la Virgen, sin considerar los crímenes perpetrados contra sus familiares.
Al ser Chihuahua la entidad con el mayor número de asesinatos de activistas a nivel nacional, el fallo judicial en el caso de Isidro Baldenegro es relevante en el marco del combate a la impunidad y constituye una primera respuesta ante la exigencia de verdad, justicia, reparación y garantía de no repetición para su familia y para su comunidad.
En el juicio quedó demostrado que el 15 de enero de 2017, en la comunidad de Coloradas de la Virgen, sección Baborigame, municipio de Guadalupe y Calvo, Isidro llegó de visita a casa de sus tíos, donde ya se encontraba su agresor, quien le solicitó salir del domicilio y, por causas que se desconocen, le disparó en cuatro ocasiones, hiriéndolo en el tórax y abdomen. El agresor huyó después de apuntar a por lo menos dos de los familiares de Isidro que se encontraban ahí. La muerte de Isidro ocurrió horas después a consecuencia a las heridas recibidas.
Isidro Baldenegro fue un activista rarámuri que dedicó su vida a luchar por la preservación de los bosques de la Sierra Tarahumara frente a la tala ilegal cometida por el sector privado en complicidad con el crimen organizado, como él mismo denunció en reiteradas ocasiones. Su actividad ecologista y de defensa pacífica de los bosques le llevó a ser reconocido internacionalmente cuando, en el año 2005, fue condecorado con el prestigioso Premio Goldman, máximo galardón otorgado a las personas defensoras del medio ambiente
Su asesinato fue condenado a nivel nacional e internacional. Michel Forst, Relator Especial de las Naciones Unidas sobre la situación de los defensores de derechos humanos, enfatizó que la muerte de Isidro significaba “un doloroso vacío no solo en su comunidad, sino en el movimiento global de los derechos humanos” y señaló el hecho como “un trágico recordatorio de los peligros y riesgos que enfrentan las defensoras y defensores indígenas en Chihuahua”.
Por su parte, la Red de Organismos Civiles de Derechos Humanos, Todos los derechos para todas y todos (Red TDT), llamó al Estado mexicano a “evitar la impunidad en este suceso y garantizar las medidas de no repetición”, así como a esclarecer los hechos hasta llegar “no sólo a los asesinos materiales sino a los autores intelectuales del mismo”.
Por otro lado, Érika Guevara Rosas, directora de Amnistía Internacional para las Américas, calificó el asesinato de Isidro como una “trágica ilustración de los muchos peligros que sufren los que dedican su vida a defender los derechos humanos en América Latina, una de las regiones más peligrosas del mundo para los activistas” y resaltó la imperiosa necesidad de que el Estado mexicano investigara el crimen.
Se espera que las autoridades hagan lo propio para garantizar justicia en el resto de los homicidios de defensoras y defensores que todavía se encuentran en impunidad, mediante investigaciones exhaustivas, efectivas e imparciales, con el objetivo de que los responsables sean juzgados ante las autoridades competentes y les sean aplicadas las sanciones correspondientes previstas por la ley.
El más reciente de estos casos es el de Julián Carrillo, defensor rarámuri asesinado en octubre de 2018, cuyos presuntos asesinos materiales fueron capturados por la Fiscalía General del Estado de Chihuahua el pasado 26 de enero. Julián Carrillo era beneficiario del Mecanismo de Protección para Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas desde 2014. Integrantes de su familia, incluido su hijo, fueron asesinados con anterioridad por el desempeño de actividades relacionadas a la defensa del territorio en Coloradas de la Virgen. El homicidio de Julián ocurrió semanas después de que se denunciara la existencia de una concesión minera a tres particulares en dicha comunidad.
Por lo anterior, se hace un llamado a que las autoridades demuestren su voluntad política e implementen las medidas necesarias para garantizar la vida, la integridad, la libertad y la seguridad de todos los defensores y defensoras de derechos humanos de la entidad, así como de la comunidad rarámuri de Coloradas de la Virgen, cuyos integrantes viven en un entorno de inseguridad y violencia dominado por el asecho de un cacicazgo histórico y del crimen organizado.

Alianza Sierra Madre A.C. - ASMAC
Centro de Derechos Humanos de las Mujeres A.C. - CEDEHM


sábado, 26 de enero de 2019

Buenas noticias en los casos de los defensores rarámuri Isidro Baldenegro y Julián Carrillo


  • El avance en la justicia es fundamental para prevenir agresiones contra personas defensoras de derechos humanos.
  • Es apremiante tomar medidas para el retorno seguro de la familia de Julián Carillo a su comunidad.

Chihuahua, Chih., 26 de enero de 2019. El día de hoy, la Fiscalía General del Estado de Chihuahua informó sobre la captura de Pablo C N y de Feliciano R M, presuntos asesinos materiales del defensor rarámuri de derechos humanos de la Comunidad de Coloradas de la Virgen, en el municipio de Guadalupe y Calvo. Julián Carrillo fue asesinado el pasado 24 de octubre en la comunidad mencionada después hostigamiento y amenazas de muerte, así como el asesinato de varios integrantes de su familia, incluyendo su hijo. Julián Carrillo se convirtió en el primer beneficiario del Mecanismo de Protección para Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas asesinado.

Por otra parte, el próximo lunes 28 de enero dará inicio el juicio oral en contra del asesino material del defensor rarámuri Isidro Baldenegro, quien fuera asesinado en Coloradas de la Virgen el 15 de enero de 2017. Este caso es el primero judicializado de una lista de al menos 37 personas defensoras de derechos humanos asesinadas en Chihuahua desde 1973.

Alianza Sierra Madre (ASMAC) y el Centro de Derechos Humanos de las Mujeres (CEDEHM), organizaciones que hemos acompañado a la comunidad de Coloradas de la Virgen en su defensa por su territorio y recursos naturales así como en la denuncia por la grave violencia que han sufrido a causa de ello, reciben con beneplácito y esperanza ambas noticias, en tanto constituyen un fuerte llamado a la protección de personas defensoras de derechos humanos en Chihuahua y, de manera especial, al pueblo rarámuri de la Sierra Tarahumara.

Celebramos que la Fiscalía General del Estado haya concluido con éxito esta primera fase de investigaciones y reconocemos el importante trabajo de coordinación para la captura de los presuntos responsables en un terrero de al menos 50,000 hectáreas con una orografía irregular que evita el ingreso vehicular y que, por tanto, implica que los funcionarios ministeriales y policiales caminen horas para llegar a un destino determinado. Situación similar tienen que pasar quienes viven en la comunidad para venir a la ciudad de Chihuahua: caminan por días antes de llegar a su destino.

Por otra parte, el inicio del juicio oral por el asesinato de Isidro Baldenegro, fue preso de conciencia de Amnistía Internacional y galardonado con el premio medioambiental Goldman, es una importante noticia para la justicia en casos de defensores asesinados. En ese sentido, el Poder Judicial del Estado tiene la oportunidad histórica de llevar a cabo un juicio apegado a Derecho, en el que se contextualice la lucha por el territorio del pueblo rarámuri en la comunidad de Coloradas de la Virgen y en el que se puedan incorporar los más altos estándares de derechos humanos, especialmente los relacionados con la pertinencia cultural, las garantías judiciales, las obligaciones en materia de justicia para personas defensoras y la reparación.

En su momento, la Delegación en México de la Unión Europea (UE), la Oficina en México del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU-DH), la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), organizaciones como Amnistía Internacional, Peace Brigades International (PBI), la Organización Mundial contra la Tortura (OMCT) y la Red de Nacional de Organismos Civiles Todos los Derechos para Todas y Todos (Red TDT) expresaron su rechazo por el asesinato de ambos defensores. De manera especial, el Relator sobre la situación de los defensores de derechos humanos, la Relatora sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas, la Relatora sobre Ejecuciones Extrajudiciales y la Relatora sobre los Desplazados Internos de las Naciones Unidas expresaron su rechazo e instaron a las autoridades a garantizar la justicia correspondiente.

ASMAC y CEDEHM reiteran la relevancia de que las investigaciones sigan tomando en cuenta como principal línea la labor como defensor de los derechos territoriales y ambientales de su comunidad, para identificar y sancionar también a los autores intelectuales.

La familia de Julián Carrillo, desplazada a partir de su asesinato, anhela volver a la tierra que tanto quiere y por la que varios de sus integrantes han perdido la vida. En tal sentido, ASMAC y CEDEHM urgimos a las autoridades que se garanticen las condiciones para su retorno seguro, dentro de las cuales se encuentra la detención de la totalidad de los agresores de la comunidad, así como una oportuna, seria, exhaustiva realización del análisis de riesgo por parte del Mecanismo Nacional de Protección de Personas Defensoras de Derechos Humanos que tenga perspectiva de género, un enfoque de derechos humanos y pertinencia cultural.

Finalmente, queremos recordar la relevancia de continuar adoptando medidas preventivas para que estos hechos no se repitan. En ese sentido, el abatimiento de la impunidad es una reconocida garantía de no repetición de hechos similares, por lo que instamos a la Fiscalía General del Estado y al Poder Judicial a continuar con acciones similares para que las personas defensoras de derechos humanos en Chihuahua podamos realizar nuestro trabajo en condiciones de libertad y seguridad.

Alianza Sierra Madre A.C. - ASMAC
Centro de Derechos Humanos de las Mujeres A.C. - CEDEHM

jueves, 24 de enero de 2019

Presenta Amnistía Internacional su informe: “Entre balas y olvido: ausencia de protección a personas defensoras del territorio en la Sierra Tarahumara”

  • El Estado mexicano ha fallado en garantizar un ambiente seguro para las personas defensoras de la comunidad de Coloradas de la Virgen, la que cuenta con una baja presencia estatal y una fuerte presencia del crimen organizado.
  • Se hace un llamado al Estado mexicano para la verdad, justicia y reparación en el caso de Julián Carrillo.
Chihuahua, Chih., 24 de enero de 2019. El día de hoy, a tres meses del asesinato impune de Julián Carrillo, Amnistía Internacional presentó el informe “Entre balas y olvido: ausencia de protección a personas defensoras del territorio de la Sierra Tarahumara”, en el que constató que el Estado mexicano incumplió su obligación de protección para el defensor rarámuri.

Julián Carrillo era un defensor de derechos humanos que desde el año 1992 fue elegido por la comunidad para distintos cargos de liderazgo como, por ejemplo, comisario de policía y presidente de bienes comunales, cuya función era cuidar el territorio, el bosque, el agua y los animales silvestres del territorio de Coloradas de la Virgen.

En entrevista con Amnistía Internacional, semanas antes de su asesinato, Julián Carrillo informó su preocupación por los altos niveles de violencia en Coloradas de la Virgen, generados por la división de la comunidad debido al otorgamiento de derechos ejidales a mestizos y la presencia del crimen organizado, el cual se había apropiado de la zona con el objetivo de sembrar cultivos ilícitos, como cannabis y amapola.

Desde 2015 a la fecha, cinco familiares de Julián Carrillo habían sido asesinados por actividades relacionadas a la defensa de su territorio. El 24 de octubre de 2018, Julián fue asesinado por hombres no identificados, aproximadamente dos semanas después de que personas de la comunidad denunciaran ante distintas autoridades estatales y federales la existencia de una concesión minera a tres particulares en el territorio de Coloradas de la Virgen.

“Las personas indígenas rarámuri de la comunidad de Coloradas de la Virgen han enfrentado por años una serie de ataques y amenazas debido a su labor de defensa de derechos humanos y de su territorio ancestral”, en el cual, “ha habido una ausencia histórica de las autoridades”, dijo Erika Guevara Rosas, directora para las Américas de Amnistía Internacional.

En este sentido, mencionó que “el asesinato de Julián Carrillo es la evidencia más palpable e inaceptable del fracaso de las autoridades mexicanas de cumplir con su obligación de garantizar la protección efectiva frente a todo tipo de violencia, amenaza o represalia resultante de su labor en defensa de los derechos humanos”.

“Ante la situación histórica de Coloradas de la Virgen, el Estado Mexicano, por conducto de las instituciones del sector agrario de entonces, ha sido cómplice, por omisión o acción, de los despojos de los territorios que históricamente les pertenecen a las comunidades”, dijo Isela González Díaz, directora ejecutiva de Alianza Sierra Madre A.C. (ASMAC), y añadió que “la lucha jurídica es muy simple: consiste en obligar al Estado mexicano a garantizar el consentimiento libre e informado de los pueblos indígenas en la defensa de su territorio”.

Desde el 2012, México estableció un Mecanismo de Protección para Defensores de Derechos Humanos y Periodistas con el objetivo de determinar e implementar medidas de prevención y protección que garanticen la vida, integridad, libertad y seguridad de las personas defensoras de derechos humanos y periodistas que se encuentren en situación de riesgo.

Julián Carrillo era beneficiario de este Mecanismo desde el año 2014. Las medidas de protección para salvaguardar su vida e integridad incluían, entre otras, teléfonos satelitales, botones de pánico y escoltas policiales. Sin embargo y de acuerdo con Erika Guevara, estas medidas eran insuficientes si se considera que no hay una presencia estatal en la región que pueda garantizar verdaderas condiciones de seguridad para la comunidad ante la presencia del crimen organizado.

“Las autoridades mexicanas no pueden seguir limitando la protección de personas defensoras de derechos humanos a un Mecanismo que no funciona”, dijo Tania Reneaum, directora ejecutiva de Amnistía Internacional México. A lo que añadió que “no podemos plantear una política de protección sin respetar la cosmovisión y perspectiva de las personas indígenas”.

Tania Reneaum señaló también que “el gobierno debe adoptar sin demora una política pública integral - con la participación de los beneficiarios - que atienda las causas estructurales que generan un contexto de riesgo para las personas defensoras de derechos humanos. La defensa del territorio y del medio ambiente no debe ser una sentencia de muerte”.

Erika Guevara mencionó que “en un contexto en el que se sigue apostando por una respuesta militarizada, es de suma preocupación que sean las personas defensoras de los derechos humanos quienes estén en la línea de fuego, arriesgando su vida y la de sus familiares, para defender el derecho a la defensa de su territorio y los recursos naturales”.

Según reportes de Amnistía Internacional, tan sólo en 2018 fueron asesinadas alrededor de 250 personas defensoras del territorio y recursos naturales en América Latina. De estos casos, siete se encuentran en investigación y únicamente dos en proceso de judicialización, de los cuales, sólo en uno los responsables han sido llevados ante la justicia.

“En Chihuahua han sido asesinadas 36 personas defensoras desde 1973, la mayoría entre 2008 y 2016, y sus casos se encuentran en total impunidad”, dijo Gabino Gómez, coordinador del área de personas desaparecidas, personas desplazadas y personas defensoras del Centro de Derechos Humanos de las Mujeres (CEDEHM).

En lo que respecta a los asesinatos registrados con motivo de la defensa del territorio y recursos naturales en Coloradas de la Virgen, “desde 1973 y hasta 2018 han sido asesinadas 14 personas, sin considerar a sus familiares”, señaló.

Gabino Gómez hizo un recuento sobre la negativa de las autoridades estatales ante la presentación de dos informes previos de Amnistía Internacional en Chihuahua, uno en 2003, relativo a los feminicidios en Cd. Juárez, y otro en 2016, referido a los casos emblemáticos de personas desaparecidas en Ayotzinapa y Cuauhtémoc. “Esperamos que ante este nuevo informe el Gobierno del Estado de Chihuahua reaccione favorablemente para atender la situación que se vive en Coloradas de la Virgen”, dijo.

A tres meses del asesinato de Julián Carrillo, las autoridades mexicanas aún no han identificado a los responsables para llevarlos ante la justicia. Ante estos hechos, Amnistía Internacional hace un llamado al Estado mexicano a tomar medidas urgentes para acabar con la impunidad de los ataques contra miembros de Coloradas de la Virgen y a llevar a cabo investigaciones exhaustivas, independientes e imparciales sobre el asesinato de Julián Carrillo y los demás miembros de su familia.

El asesinato de Julián Carrillo sucede en el marco de una alerta preventiva para personas defensoras de derechos humanos que continúa sin ser efectiva. Razón por la cual, el CEDEHM y ASMAC llaman a las autoridades federales y estatales a refrendar su compromiso y a retomar a la brevedad posible los compromisos derivados de ese plan.

Organizaciones firmantes:

Alianza Sierra Madre A.C. (ASMAC)

Centro de Derechos Humanos de las Mujeres A.C. (CEDEHM)

Para ver el informe completo de Amnistía Internacional, dirigirse a:
https://amnistia.org.mx/contenido/informe-entre-balas-y-olvido/

El comunicado de Amnistía InternacionaI sobre la presentación del informe está aquí:
https://bit.ly/2HwkGyz

martes, 22 de enero de 2019

CEDEHM recibe el premio Franco-Alemán de derechos humanos “Gilberto Bosques”



- Nos honra recibir este galardón y lo hacemos con el compromiso de seguir centrando nuestro trabajo en quienes sufren violaciones de derechos humanos.

- Recibimos el premio en un contexto de graves violaciones de derechos humanos e impunidad.

Chihuahua, Chih., 22 de enero de 2019. El día de hoy, el Centro de Derechos Humanos de las Mujeres (CEDEHM) recibió en la Ciudad de México el Premio Franco-Alemán de Derechos Humanos “Gilberto Bosques”.  Esta es la cuarta edición de la presea que bianual fue instituida en 2013 por los gobiernos de Francia y Alemania como muestra de su solidaridad y compromiso conjuntos en favor de la paz y los derechos humanos. El premio busca destacar la labor de la sociedad civil que trabaja en el ámbito de los derechos humanos.

Durante la entrega del premio, Anne Grillo, Embajadora de Francia en México, se dijo impresionada “por el coraje y la determinación de los voluntarios del CEDEHM, a pesar de los riesgos que corren, en su lucha para que la verdad y la justicia prevalezcan: tanto en la situación de las mujeres en primer lugar, como hoy día para todos los desaparecidos y las poblaciones desplazadas, en una región que sigue siendo una de las más peligrosas del país”.

De la misma manera, destacó “la atención otorgada a las víctimas –cuando sobreviven– y a sus familias, al brindarles una asistencia global a la vez jurídica, psicológica, sanitaria, material. Por último, la esperanza que puede nacer cuando una asociación logra presionar a las autoridades para que asuman sus responsabilidades”.

Por su parte, Ruth Fierro, coordinadora general del CEDEHM agradeció, de manera inicial, al jurado externo integrado por Jan Jarab de la Oficina en México del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU-DH), Regina Tamés del Grupo de Información en Reproducción Elegida (GIRE) y Fernando Ríos de la Red Nacional de Organismos Civiles de Derechos Humanos “Todos los Derechos para Todas y Todas” y parte del colectivo Epumex.

Adicionalmente, y de manera especial, el CEDEHM agradeció a quienes son y siguen siendo su razón de ser: “Nuestra misión es acompañar a quienes han sido víctimas de violaciones de derechos humanos; nos entendemos así: como acompañantes, que existimos en función de su lucha, su entrega, su valor, su resilencia y su irrenunciable esperanza.”

En un contexto con importantes retos para los derechos humanos en el país y en Chihuahua, en el CEDEHM “apostamos por un acompañamiento integral que incluya el empoderamiento de las víctimas, el acompañamiento psicosocial, el litigo estratégico a nivel nacional e internacional, la comunicación y educación como el eje central de nuestro trabajo con el objetivo de generar cambios estructurales, a veces trabajando con las autoridades y otras a pesar de ellas.”

Gilberto Bosques Saldívar fue un diplomático mexicano excepcional. Embajador, en diferentes momentos, en Portugal, Suecia y Cuba, previamente fue cónsul de México en Francia durante la Segunda Guerra Mundial. Ahí, logró apoyar a cientos de personas mexicanas y de otras nacionalidades para que posteriormente tuvieran asilo político en nuestro país. Como Gilberto Bosques, a lo largo de la historia de la humanidad, han existido mujeres y hombres comprometidos en conseguir para todas las personas condiciones de plena dignidad y en eso se gastan la vida. De eso se trata para las y los defensores de derechos humanos, dijo la coordinadora del CEDEHM.

Con este premio, el CEDEHM refrenda su compromiso de seguir acompañando con mística, responsabilidad y compromiso, a las personas y colectivos en su exigencia de igualdad, paz, verdad, memoria, justicia y reparación.

Para ver el discurso completo del CEDEHM, dirigirse a:
https://bit.ly/2CFHqqt

El comunicado de la Embajada de Francia en México se puede encontrar en: https://bit.ly/2S5wa04

Discurso de la Coordinadora del CEDEHM en la recepción del premio Franco - Alemán "Gilberto Bosques"



A nombre de quienes formamos parte del Centro de Derechos Humanos de las Mujeres (el CEDEHM), queremos agradecer a las Embajadas en México de Francia y de la República Federal de Alemania por otorgarnos esta distinción y especialmente al jurado que se conformó; también queremos reconocer el papel fundamental de la comunidad internacional en la agenda de derechos humanos en nuestro país.

Venimos de Chihuahua, la tierra de la resistencia milenaria. La tierra donde Villa encontró su casa y las adelitas anónimas lucharon contra las injusticias y la exclusión; la tierra de los pies ligeros rarámuri y la dignidad indígena; la tierra de los movimientos sociales y las indignaciones que se transmiten generación tras generación; la tierra en la que las mujeres se visten de negro y se apropian del espacio público para denunciar las violencias de género y en la que hombres y mujeres protestan por los feminicidios frente a la emblemática cruz de clavos; la tierra rica y abundante que ve el peligro de megaproyectos y caciques que no respetan la naturaleza ni el territorio; la tierra que tanto amamos y por la que muchas personas se juegan la vida en la exigencia de libertad, igualdad y justicia.

Como Gilberto Bosques, a lo largo de la historia de la humanidad, han existido mujeres y hombres comprometidos en conseguir para todas las personas condiciones de plena dignidad y en eso se gastan la vida. De eso se trata para las y los defensores de derechos humanos.

Hoy, esta tarea se impone en un país que atraviesa una reconocida crisis en materia de derechos humanos e impunidad, que muchas veces encuentra sus máximas expresiones en los estados del interior de la República. Este reconocimiento contribuye a dar visibilidad a las organizaciones y personas que trabajamos en la primera línea, acompañando a quienes sufren desgracias impuestas, como lo son las violaciones de derechos humanos.

Chihuahua es un estado que por su ubicación geográfica y condiciones naturales lo convierten en zona de constante disputa para los cárteles de la droga, lo que ha mantenido altos índices de violencia desde la fallida estrategia de militarización, además de los reconocidos niveles de violencia contra las mujeres, marginación y pobreza de la sierra Tarahumara, altos registros de personas desaparecidas, entre muchas otras violencias que hacen de Chihuahua uno de los lugares con mayor número de personas defensoras de derechos humanos asesinadas.

Es por ello que a estos temas prioritarios enfocamos nuestros esfuerzos en el CEDEHM y apostamos por el empoderamiento de las víctimas, el acompañamiento psicosocial y el litigo estratégico a nivel nacional e internacional, como el eje central de nuestro trabajo con el objetivo de generar cambios estructurales, a veces trabajando con las autoridades y otras a pesar de ellas.

Hace 12 años el CEDEHM fue fundado por grandes maestras y maestros. Su ejemplo de congruencia y su mística nos orientan en nuestro trabajo diario.

Reconozco a cada una de mis compañeras y compañeros del CEDEHM, por su genuino compromiso, su trabajo incansable, y su ardua, generosa y solidaria entrega.

Nuestra misión es acompañar a quienes han sido víctimas de violaciones de derechos humanos; nos entendemos así: como acompañantes, que existimos en función de su lucha, su entrega, su valor, su resiliencia y su irrenunciable esperanza.

Por tanto este premio es un reconocimiento a ellas y ellos quienes nos permiten caminar a su lado. Es para las mujeres que se oponen con valor a la opresión impuesta por su condición de género, para las familias que buscan incansablemente a sus seres queridos desaparecidos, para las comunidades que han tenido que dejar todo de un día para otro y salir por primera vez a la ciudad para no ser asesinadas, para las personas defensoras que arriesgan su vida, o a quienes se las han arrebatado por anteponer la causa común, como Marisela Escobedo, Ernesto Rábago, Ismael Solorio, Manuelita Solís, Isidro Baldenegro,  Julián Carrillo y muchas más.

Para nosotras, las y los acompañantes, este premio nos alienta a seguir y nos recuerda que estamos haciendo lo que nos toca; pero también nos compromete a mantener el esfuerzo en la defensa, la voz en la denuncia, el trabajo en la propuesta y el amor que surge en acción que trasciende.

Muchas gracias

viernes, 18 de enero de 2019

Identifican restos de 15 personas desaparecidas en ciudad Cuauhtémoc, en la primera fase de trabajo de coordinación entre la Fiscalía de Chihuhaua, el CEDEHM y el EAAF


·       -   Las personas identificadas se encontraban desaparecidas desde el año 2011.
·         - Los restos se localizaron en la zona occidente del Estado, en dos ranchos de los municipios de Cuauhtémoc y Cusihuiriachi, utilizados como centros de inhumación clandestina por integrantes del crimen organizado.
·        -  Todas la familias de las personas identificadas, han sido notificadas y se les han entregado dictámenes multidisciplinarios así como también a la Fiscalía de Chihuahua
·        -  Desde el día de ayer se inició la entrega de restos a las respectivas familias.

Chihuahua, Chih., 18 de enero de 2019. Los resultados de este trabajo forense se enmarcan dentro de un convenio de colaboración  firmado el 3 de diciembre del 2016 entre la Fiscalía General del Estado (FGE), el Centro de Derechos Humanos de las Mujeres (CEDEHM) y el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF), con el objetivo de intentar identificar restos óseos severamente multifragmentados y alterados por calor, que habían sido recuperados por la Fiscalía entre los años 2011 y 2015 en los ranchos Dolores, El Mortero y Brecha El Porvenir, de los municipios de Cuauhtémoc, Cusihuiriachi y Carichí, respectivamente.

El EAAF identificó los restos de 15 personas que habían desaparecido en el 2011, en la ciudad de Cuauhtémoc y sus alrededores. Las identificaciones corresponden a restos recuperados en los ranchos Dolores y El Mortero, lugares utilizados como centros de inhumación clandestina por parte de integrantes del crimen organizado.

Peritos en antropología y genética forense y en criminalística del EAAF analizaron 43 contenedores con un número indefinido de pequeños fragmentos óseos, seleccionando 233 de éstos que presentaban posibilidades de brindar información genética. Estos fragmentos fueron enviados al laboratorio de genética del EAAF en Argentina y a un laboratorio en los Estados Unidos de América.

Del procesamiento de estos fragmentos se obtuvieron 29 perfiles genéticos individuales, que al compararse con los perfiles genéticos de familiares de 140 personas desaparecidas en Cuauhtémoc y sus alrededores, resultó en la identificación de 15 personas. Adicionalmente uno de los 29 perfiles mencionados, correspondió con una familia pero aún no constituye prueba suficiente de fallecimiento. La investigación continuará para encontrar a los familiares de las personas a la que podrían corresponder los restos de las 13 personas restantes.

La recolección de información forense de las 140 personas desaparecidas, implicó para la FGE, el CEDEHM y el EAAF, la revisión de Carpetas de Investigación, localización de familias, recolección de datos físicos de cada caso, así como la toma de muestras para análisis genéticos de 363 de sus familiares. Durante estos dos años se realizaron reuniones periódicas con las familias involucradas, informándolas sobre los avances de esta investigación.

El trabajo forense se realizó enteramente con fondos provenientes de la cooperación internacional sin representar ningún costo para el gobierno estatal o federal.

Las organizaciones firmantes reconocemos la apertura y colaboración de la Fiscalía General del Estado de Chihuahua para la realización de este trabajo.

El  CEDEHM y el EAAF desean acompañar a todas las familias de personas desaparecidas de Cuauhtémoc y del estado de Chihuahua en estos momentos difíciles y agradecen la confianza otorgada.

Actualmente nos encontramos en el diseño y planeación de una segunda fase de trabajo con la Fiscalía del Estado para continuar colaborando con la búsqueda de las personas desaparecidas en Cuauhtémoc y en el estado de Chihuahua.