jueves, 4 de abril de 2013

A menos de 48 horas de reunirse con el Estado Mexicano para revisión de medidas de protección, violentan instalaciones del Centro de Derechos Humanos de las Mujeres en Chihuahua


El pasado 2 de abril el Centro de Derechos de las Mujeres (CEDEHM) y el Estado Mexicano se reunieron para la revisión e implementación de medidas cautelares otorgadas por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos a los defensores y defensoras de derechos humanos de esta y otras organizaciones del Estado de Chihuahua, el día de hoy las oficinas del CEDEHM fueron atacadas.

Personal del CEDEHM arribó a las oficinas de la organización a las 7:00 horas encontrando en las ventanas seis impactos realizados con piedras, cerámica y asfalto de hasta 15 centímetros de diámetro, alcanzando el mobiliario al interior del lugar.

El CEDEHM es una organización de defensa activa en protección a derechos humanos de víctimas de feminicidio, desaparición forzada, violencia familiar y sexual; además esta organización representa legalmente a otros defensores y defensoras en la región que se encuentran en situación de riesgo extremo. En razón de lo anterior fue necesario instalar botón de pánico y botón azul, los cuales fueron activados en varias ocasiones sin recibir respuesta alguna.

Durante la pasada revisión de Medidas Cautelares, los funcionarios federales y estatales asignaron personal encargado de atender llamadas de emergencia de los beneficiarios, a quienes se les llamó ante la falla de los mecanismos, quienes acudieron al lugar de los hechos una hora y media después.

Desde el año 2008 el CEDEHM cuenta con Medidas Cautelares de la CIDH  y ante el incremento del riesgo, el  mes de febrero del 2013 su coordinadora General, la defensora Luz Estela Castro adquirió el carácter de beneficiaria de  Medidas Provisionales de la Corte Interamericano.

Los hechos denunciados son una clara agresión en contra del trabajo realizado por el Centro de Derechos Humanos de las Mujeres ante el clima de impunidad que vive el estado, señaló Lucha Castro.

Amenazas de muerte, daños, robos, campañas de desprestigio forman parte del historial de agresiones a esta organización, por su fundamental labor ha obtenido reconocimientos nacionales e internacionales y que funciona en Chihuahua, estado catalogado por la oficina del alto comisionado de derechos humanos de la ONU como la de mayor riesgo a los defensores de derechos humanos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada